Escribiendo tu propia historia.

Escribiendo tu propia historia.

 

Escribimos día a día nuestra propia historia con nuestros pasos, nuestras decisiones, la escribimos con nuestras palabras y nuestros silencios, cuando reímos o lloramos, cuando deseamos, amamos, odiamos o esperamos.

Somos los protagonistas de nuestra vida y ser protagonista significa que somos nosotros los que llevamos a cabo  las acciones más importantes de esa historia, sin ese protagonismo nuestra vida carecería de sentido.

Y aunque nuestra historia está  rodeado de personajes tanto principales como secundarios que van a influir ampliamente en ella, seremos nosotros mismos siempre en última instancia los que iremos marcando la trama.

 

SENTIDO Y SIN SENTIDO

El sentido, según la Real Academia Española, quiere decir: entendimiento o razón, modo particular de entender algo o juicio que se hace de ello. Llevándolo a nuestra vida cotidiana  lo podríamos traducir en que entender los motivos de nuestras acciones nos gusten o no, conocer que  es lo que realmente deseamos, podamos o no realizarlo incluso decidiendo escoger otro camino, daría sentido a lo que hacemos, porque tal y como dijo Erich Fromm, el sentido de la vida no es más que el acto de vivir en uno mismo.

El sin sentido es una experiencia que aparece en lo cotidiano creando una sensación de vacío al sentirnos atrapados haciendo cosas que no deseamos hacer, se manifiesta en forma de depresión o angustia y precisamente en estos momentos de sin sentido aparece el sentido ya que tanto la depresión como la angustia o cualquier cosa que nos produzca sufrimiento o dolor tienen su sentido; el avisarnos de que algo pasa, algo no va.

ASUMIENDO  EL PROTAGONISMO

Tal vez el verte, saberte y sentirte  protagonista de tu propia historia de vértigo, miedo e inseguridad a veces, pero es la mejor forma de otorgar de sentido a tu vida, porque al final no es el éxito o el fracaso lo que da la felicidad o infelicidad sino ese vivir con uno mismo, esa manera particular con  la que experimentamos cada momento de nuestros días que  va a ir conformando el propósito de nuestra existencia, incidiendo poderosamente en nuestro bienestar tanto físico como psicológico. Numerosos estudios dan fe de ello, demostrando  “que a nivel celular el cuerpo responde positivamente al bienestar psicológico basado en el sentido de conexión y el propósito.”

Eres protagonista de tu historia cuando tomas una decisión, equivocada o no, cuando sabedor de tus limitaciones, asumiendo la existencia de  obstáculos continuas apostando por tus deseos, cuando estás cansado y te paras a descansar, cuando sientes dolor y lloras, cuando aciertas y te equivocas, en todo momento eres tú el protagonista te guste o no; asumirlo va a dar el sentido a tu vida.

 Artículo escrito por Casilda Jáspez

Creadora de Escritura Terapia e impartidora de talleres de escritura

EJERCICIO

Propuesta de escritura.

Coge papel y lápiz, con él en la mano piensa en alguna escena reciente de tu vida más o menos importante y escríbela, hazlo desde la posición  de narrador protagonista

expresando desde la primera persona del singular lo que pensabas y sentías sin hacer juicios ni intentar intelectualizar, no te preocupes de si está o no bien redactado o si cometes errores ortográficos, simplemente cuenta y escribe.

 

Léelo solo cuando hayas terminado tu narración convirtiéndote en espectador de la historia con la capacidad de opinión y critica.

 

¿Qué tal la experiencia, te sirvió de algo, has aprendido o visto algo que antes no veías?

No Comments

Post A Comment

Centro de preferencias de privacidad

Cookies imprescindibles

Se usan para almacenar tu nombre, correo, IP y demás datos que dejas en los formularios de comentarios, contacto, acceso y tus preferencias de privacidad.

AUTH_KEY, SECURE_AUTH_KEY, LOGGED_IN_KEY, NONCE_KEY, comment_author, comment_author_email, comment_author_url, rated, gdpr, gawdp

Pin It on Pinterest

Share This